Investigadores UACh, IFOP e INCAR buscan diseñar y aplicar indicadores para evaluar la salud de bancos productores de semilla de mitílidos en el fiordo del Reloncaví

 * La actividad se realiza en las localidades de Yates y Cochamó y, forma parte de la iniciativa titulada “Evaluación de la eficiencia de colectores y condición de bancos aledaños: proyectando escenarios de variabilidad climática”.

El Programa de Investigación Pesquera de la Universidad Austral de Chile Sede Puerto en conjunto con el Instituto de Fomento Pesquero (IFOP) y Centro INCAR realizaron la primera salida a terreno del presente año a bordo de la emblemática embarcación de investigación Jurgen Winter.

La expedición que se realiza en las localidades de Yates y Cochamó, en la región de Los Lagos, forma parte de la iniciativa titulada “Evaluación de la eficiencia de colectores y condición de bancos aledaños: proyectando escenarios de variabilidad climática”.

Según indicaron desde el equipo de trabajo, el objetivo general de este proyecto es diseñar y aplicar un indicador de la salud de los bancos naturales de mitílidos en zonas donde se realiza la actividad de captación de semillas en el fiordo Reloncaví bajo

escenarios de variabilidad climática.

En lo que respecta a los objetivos generales, en tanto, estos se centrarán en:

●    Identificar y cuantificar la presencia de reclutas en bancos naturales de mitílidos aledaños centros de captación de semillas y donde IFOP monitorea larvas y asentamiento.

●       Comparar el éxito de captación en sustrato artificial con el éxito de reclutamiento en bancos.

●       Obtener muestras de plancton complementarias al muestreo de IFOP entre el sistema de cultivo y la costa (banco).

●       Establecer patrones de correlación con variables ambientales en particular salinidad.

ANTECEDENTES A CONSIDERAR

La mitilicultura es una actividad que depende de la captación de semilla desde  bancos naturales de mejillones, y es posible que en la actualidad exista una sobreexplotación de los bancos debido a la “captura” de la semilla.

El cambio climático global, y particularmente la reducción de precipitaciones estarían modificando y reduciendo el hábitat para los bancos de M. chilensis, con lo cual a su vez se reduciría su capacidad de producir semilla.

Paralelamente, se espera que la disminución del espesor de la picnoclina en la columna de agua implique la disminución del espacio/volumen para la instalación de colectores, además de permitir el éxito de especies competidoras en los colectores (ej. cholga).

Dentro de este contexto, se vuelve fundamental diseñar y monitorear un indicador de salud ecosistémica de la actividad de captación de semillas relativa a los bancos de reproductores circundantes.

Lo óptimo es que el indicador considere tanto el reclutamiento en bancos naturales como el éxito de captación de semilla (probabilidad de reclutamiento) para así estimar cuánta semilla queda disponible para mantener los bancos naturales luego de la captación.

Abrir chat
1
Hola como estás, cuéntanos en que te podemos ayudar